Soler defiende en Les Corts que 'estamos en el nivel más alto de gasto social de la historia con 12.762 millones'

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, ha manifestado "que en estos momentos, estamos en el nivel más alto de gasto social de la historia de la Generalitat en términos absolutos, ya que la inversión en sanidad, educación, políticas inclusivas, empleo y vivienda suma 12.762 millones, 2.017 millones más que en los presupuestos que heredamos en 2015, lo que supone un 18,8% en sólo 3 años". En términos porcentuales, estas políticas suponen el 82% del gasto no financiero del Presupuesto, frente al 81% de 2015.

LCV. Valencia / 16 de noviembre de 2017

"Cada día el Consell invierte en el bienestar de todos los valencianos 35 millones frente a los 29,4 millones que destinaba el anterior Consell en su último presupuesto. Esto supone que el Gobierno del Botànic invierte cada día 5,5 millones más en gasto social en favor de los valencianos de lo que invertía el anterior Ejecutivo", ha detallado Soler.

Si atendemos a la distribución de estos recursos per cápita, el Consell destina 2.586 euros a gasto social por valenciano, frente a los 2.157 euros del anterior Consell, lo que supone un 20% más. "Estamos volcados en hacer que los valencianos vivan mejor. Esa es nuestra apuesta más importante y lo que distingue a este ejecutivo de los anteriores", ha recalcado el conseller de Hacienda.

"Estamos ampliando derechos frente a los recortes de la anterior etapa y continuamos avanzando en la eliminación de copagos de servicios básicos para que los colectivos más vulnerables de la sociedad no tengan que renunciar a su uso", ha indicado Soler.

Soler ha realizado estas declaraciones durante su comparecencia ante el Pleno de Las Corts, donde se ha debatido hoy el Proyecto de Ley de Presupuestos de la Generalitat para el ejercicio 2018.

"Unas cuentas que son las terceras que realizamos desde el Consell. En los dos presupuestos anteriores cambiamos las prioridades, en base al Acuerdo del Botánico, y frenamos la inercia de una Administración que durante 20 años había servido a intereses particulares y partidistas", ha indicado el titular de Hacienda.

"Por su parte, las cuentas para 2018 se inspiran en los mismos principios y tienen como objetivo profundizar en el nuevo contrato social y económico propuesto a los valencianos en 2015, que permitirá afrontar con garantías los retos sociales y económicos del futuro", ha señalado Soler.

Para el conseller, "estos son los presupuestos más maduros del Gobierno del Botànic. Las reuniones, negociaciones y acuerdos adoptados se han dirigido a dar cumplimiento a este espíritu y para ello hemos reordenado las prioridades y hemos cambiado el paradigma respecto a la anterior etapa".

Manifestación por la financiación

Durante su intervención, Vicent Soler ha señalado que "los Presupuestos Generales del Estado obligan a la Comunitat Valenciana a pagar 1.406 millones al Fondo de Suficiencia en 2018 para el mantenimiento del statu quo, pese a que somos la autonomía peor financiada de España".

"Sumando el modelo de financiación y el déficit autorizado, la aportación del Gobierno de España a la Comunitat Valenciana el próximo ejercicio será de 115 millones menos que la de este año y, además, tendremos que hacer frente en el Capítulo 3 a un incremento de 14,3 millones de gastos financieros, 492 millones en total, de los que la mayoría habrá que pagarlos al Gobierno de España", ha explicado Soler.

"Se trata de una situación injusta que tiene que acabar ya. La actitud del Gobierno central de no cambiar el modelo de financiación no puede prolongarse más tiempo", ha señalado el conseller, quien ha instado a todos los valencianos a sumarse a la manifestación del sábado para lograr una financiación más justa. Un acto en el que estarán presentes organizaciones sindicales, empresariales y la gran mayoría de partidos políticos.

La losa de la deuda

El presupuesto no financiero para 2018 asciende a 15.224,1 millones, un 6,7% más que este ejercicio. Este dato se ajusta a la variación del gasto real de la Generalitat. Incluyendo las operaciones financieras, las cuentas se elevan a 19.956 millones, un 12,6% más que el de 2017 que era de 17.724 millones.

"En estas cuentas es muy significativo el peso de la deuda que se sitúa en la cifra histórica más alta, 5.157 millones, atendiendo al calendario de vencimientos y de pago de intereses. Se trata de una losa pesada de sobrellevar ya que supone que uno de cada cuatro euros del presupuesto se destina a amortizaciones pago de intereses", ha lamentado Soler.

Impulso a la economía

El conseller de Hacienda ha manifestado que uno de los ejes vertebradores de las cuentas para el próximo ejercicio es que apuestan de forma decidida por impulsar los motores de la economía valenciana. "Con este objetivo, la Agencia Valenciana de Turismo aumenta su presupuesto un 13%, lo que significa más ayudas para proyectos turísticos, más convenios de colaboración y mejores planes de gobernanza", ha indicado Soler.

Por su parte, la Agencia Valenciana de la Innovación iniciará su andadura coordinando, promoviendo y desarrollando las políticas de I+D+i para lo que contará con una dotación de 28 millones. También se potencia el papel del IVF y se incrementa la dotación para la línea de Política Industrial un 13,6%, mientras el presupuesto del Ivace crece un 9% al pasar de 109,9 millones a 119,9 millones.

Mejora de los servicios a los ciudadanos
Vicent Soler ha manifestado también que "además de promover el crecimiento económico, el Consell también ha hecho una apuesta decidida por mejorar la calidad de los servicios que se prestan a todos los ciudadanos".

En este sentido, la Agencia Valenciana para la Seguridad y Respuesta ante las Emergencias aumenta su dotación un 10%, se mejoran las plantillas de bomberos forestales y de personal de servicio del 112, invirtiendo en la renovación y mantenimiento del parque móvil y de las bases aéreas.

"El Consell también se pone al lado de los ayuntamientos para que puedan ayudar a los ciudadanos a vivir mejor. Por segundo año consecutivo, existe un Fondo de Cooperación Local dotado con 40 millones, y se incrementa la partida de Administración Local en 7 millones destinados a ayudar a los municipios con insuficiencia financiera extrema", ha apuntado Soler.

El conseller también se ha referido a la nueva Renta de Inclusión, "una ayuda integral contra la pobreza dotada con 88 millones de euros, 47 millones más que los disponibles en el anterior sistema de ayudas fragmentadas". También se destinan 12 millones más a la lucha contra la violencia de género.

Asimismo, el ejecutivo valenciano también ha previsto 200 millones dentro del Pla Edificant para acabar con los barracones escolares y, en materia de tecnología de la educación se destinarán 25,5 millones, un 35,5% más que este año, a la modernización de las aulas con la instalación de 15.000 nuevos ordenadores en aulas de primaria, secundaria y ciclos formativos. También se aumentará un 18,8% la dotación del bono infantil para matricular a niños de 0 a 3 años, y se aumentará un 35,7% la dotación para becas universitarias.

Además, se implanta una línea de ayudas para combatir la pobreza famacológica de colectivos vulnerables con rentas inferiores a 18.000 euros "que supondrá ayudas para medicina en vez de copagos, lo que supone cuidar a los valencianos que más lo necesitan", ha apuntado Vicent Soler.

Los Presupuestos para 2018 también contemplan la reversión del departamento de Alzira, que se complementa con 5,7 millones para inversiones de urgencia en atención primaria y especializada. Aumenta un 17,4% la dotación para justicia gratuita con la colaboración de colegios de abogados y procuradores, mientras que la dotación para rehabilitación del interior de viviendas y mejora de la accesibilidad pasa de 3 a 5,5 millones, y se destinan 12,6 millones a ampliar el parque viviendas destinadas a alquiler social.

Cuidado del medio ambiente

Otro de los ejes de los Presupuestos para 2017 es la mejora y el cuidado del medio ambiente para lograr una mejora calidad de vida y un desarrollo económico más sostenible.

En este sentido, Soler ha destacado el incremento en los medios para la lucha contra los incendios forestales, y la dotación de 25 millones para la mejora de las infraestructuras de previsión y vigilancia con un aumento de 6 millones. Por su parte, la dotación para políticas de gestión sostenible, parques naturales, biodiversidad y Xarxa Natura 2000 tendrá una dotación de 36,9 millones, 5,3 millones más que en 2017.

Soler ha subrayado que los Presupuestos de 2018, pese a la limitación injusta que supone la precariedad presupuestaria al no haber aprobado el Gobierno la nueva financiación, responden al Acuerdo del Botànic ampliado. "El Consell ha elaborado un proyecto de presupuestos para cuidar a los valencianos lo mejor posible y hacerlo de manera sostenible", ha dicho el conseller. Ha añadido "que vivimos un momento histórico en nuestra tierra y no podemos perder la oportunidad de transformar la Comunitat Valenciana".

Comparte este contenido: