Oriol Junqueras funda la orden de los Independentistas Descalzos y exige a Prisiones la distribución de cilicios

Junqueras y otros miembros de la congregación pasean por los pasillos del penal

Junqueras y otros miembros de la congregación pasean por los pasillos del penal

Se veía venir. Las constantes apelaciones de Oriol Junqueras a su cristianismo para demostrar que es un hombre de paz han cristalizado en lo inevitable: el número uno de Esquerra Republicana de Cataluña (ERC) ha abrazado los hábitos en la prisión de Estremera en la que se encuentra confinado acusado de varios graves delitos desde hace meses y nada más recibir el plácet del Vaticano ha creado la orden de los Independentistas Descalzos, una congregación que cuenta entre sus votos el del silencio y cuyos monjes disciplinan su cuerpo con castigos que aplican mediante el cilicio y la lectura de la Cosntitución. En este sentido, el líder separatista ha exigido a Instituciones Penitenciarios la distribución de ambos artefactos, de venta en ferreterías y librerías respectivamente, entre los miembros de la orden y que las celdas sean muchos más espartanas, sin colchones ni retretes. Además, negocia con el alcaide del penal para que la capilla del centro incorpore maitines a las 5,30 horas.

Esta entrada fue publicada en general y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *