Restauradores de gárgolas investigan por qué no se les cae la cara de vergüenza a los ejecutivos de Telefónica

Obsérvese el devastador efecto del paso el tiempo sobre esta gárgola parisina a diferencia de la textura inalterable que disfrutan los rostros de los ejecutivos

Obsérvese el devastador efecto del paso el tiempo sobre esta gárgola parisina a diferencia de la textura inalterable que disfrutan los rostros de los ejecutivos

Un equipo multidisciplinar dedicado a la restauración de gárgolas está investigando las causas por las cuales las caras de los ejecutivos de Telefónica permanecen inalterables después de anunciar simultáneamente que la compañía repartirá fuertes dividendos ente ellos y que reducirá en un veinte por ciento la plantilla de trabajadores. “Lo normal sería que se les cayera la cara de vergüenza”, asegura el director del grupo de especialistas en comprobar y, en su caso, atajar los efectos del paso del tiempo y la influencia de factores comprar viagra de 150 mg contaminantes y erosivos sobre estas piezas escultóricas monstruosas que decoran el exterior de las catedrales y demás templos religiosos. La investigación pretende averiguar si la resistencia de los rostros mencionados a caerse a trozos por la fuerza de la gravedad de sus decisiones se debe a la aplicación de emplastos de bonux, lo que revolucionaria las prácticas restauradoras y convertiría el Botox en gaseosa. Los técnicos han pedido ya permiso a la empresa multinacional para poder hacer catas en la faz de César Alierta y otros directivos con el fin de intentar llegar al meollo de la cuestión, pero, de momento, ignoran si se avendrán a desvelar el misterio de manera voluntaria.

Esta entrada fue publicada en general y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

1 respuesta a Restauradores de gárgolas investigan por qué no se les cae la cara de vergüenza a los ejecutivos de Telefónica

  1. – Google lo utiliza como un motor de búsqueda .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *